Fin de ciclo para el Lamborghini Gallardo y “canto del cisne” con el último cambio manual de Sant’Agata

 |  @davidvillarreal  | 

En los últimos años hemos podido comprobar como los cambios manuales rubricaban su extinción a favor de toda una serie de cambios robotizados y automáticos puros que han ido ganado terreno en este tiempo por razones varias, desde el confort hasta la eficiencia. En el caso de los superdeportivos la presencia de cambios manuales es cada vez más inusual, en algunos modelos incluso anecdótica. Hace poco os hablábamos de la posibilidad de adquirir un Lamborghini Gallardo de segunda mano y también de la dificultad de conseguirlo con cambio manual.

Ni tan siquiera un superdeportivo tan puro y pasional como el Porsche 911 GT3 se ha visto exento de esta vorágine. En Lamborghini apuntan que los cambios manuales tienen los días contados y que con la llegada del remplazo del Lamborghini Gallardo se cerrará un ciclo y Sant’Agata no volverá a producir deportivos manuales. Pero antes de tal despedida Lamborghini lanzará un “canto del cisne” para el Gallardo basado en los siguientes conceptos: será manual, tracción trasera, prescindirá de todos aquellos elementos que nos hacen la vida sencilla pero también suponen un peso extra y se comercializará en una tirada muy limitada.

La decisión de Lamborghini la conocíamos de la mano de Michael Lock, responsable de operaciones de Lamborghini America, en declaraciones a la revista Road&Track.

Tan solo uno de cada nueve Lamborghini fabricados, contaba con cambio manual. El Aventador, por su parte, ya renunció a disponer de alternativa alguna de cambio manual.

El Lamborghini Gallardo ya es todo un veterano. Este deportivo ha permanecido casi impasible al paso del tiempo, con ligeras modificaciones para ir modernizándose progresivamente, durante toda una década. En todos estos años se han construido más de 13.000 unidades del Lamborghini Gallardo, con una amplia mayoría de modelos de tracción total y cambio automático E-Gear. En 2009 se presentó una edición de tirada limitada con tracción trasera en homenaje a Valentino Balboni, ilustre probador de la marca, que más tarde se extendería a un modelo propio de tracción posterior y varias ediciones especiales que conservarían esa tracción trasera.

El Gallardo tiene los días contados y los Lamborghini manuales también. Pensemos por último que el desarrollo de un cambio manual deportivo y que en el caso de un Gallardo no solo sea efectivo, sino también confortable, requiere su tiempo, una inversión importante y la dedicación de los medios productivos necesarios para fabricarlo. Lamborghini apenas vende un deportivo manual por cada nueve automáticos, por lo que sin duda alguna parece que no resulta demasiado rentable invertir en una tecnología que, nos guste o no, es vetusta y un anacronismo para un superdeportivo que promete ser la punta de la lanza de la tecnología.

¿Echaremos de menos la clásica palanca con el juego de marchas en forma de H? Yo creo que sí…

Fuente: Road&Track
En Diariomotor: Lamborghini Gallardo de segunda mano: ¿ganga a la vista?

Lee a continuación: Lamborghini Gallardo de segunda mano: ¿ganga a la vista?

Toda la información que necesitas sobre el modelo Lamborghini Gallardo: análisis general del modelo, ficha técnica, precios, fotos y todas las noticias relacionadas.

  • Patek

    Tan vetusto como un cambio automático. Esto no es más que una tendencia de márketing y los cambios manuales volverán con más fuerza que nunca entre los deportivos, si bien en supercars de más de 600cv resulta más indicado un cambio automatizado como en el Aventador. El problema del Gallardo es que los pedales están descentrados y en versión manual esto se nota mucho. En cualquier caso quien se compre un superdeportivo por confort es un marcelino xD

    • Que es el que come pan y vino!!!!, jajajja
      Yo creo que las sensaciones de un cambio manual, no te las da (aunque este súper avanzada la tecnología) un cambio automático. es el “tu a tu” del hombre vs Maquina, la destreza y poder domar a tu antojo esos caballos que tienes en la espalda o delante tuya, el prescindir de apretar un botón para elegir a cuantas revoluciones quieres llegar para introducir la siguiente marcha!!!.
      Resumiendo….. El cambio manual hace a un conductor lo que el propio nombre indica, “un conductor”; mientras que el cambio automático (por muchas levas que lleve), no hace sino que un conductor se convierta en una especie en peligro de extinción y que sea dependiente de una maquina…

      • nel nel

        +1000000

      • Patek

        Exactamente, lo que siempre digo. Es una sincronización mecánica hombre-máquina a partes iguales como siempre debió ser en automóviles prestacionales, en lugar de comandos remotos que una burda centralita acepta o no mientras el asiento te hace un shiatsu que hace las veces de sargento en cuanto cortes por la línea al tomar la curva. Y qué decir de la excitante sensación al efectuar un adelantamiento un poco justo en una vía de doble sentido y que el sensor de proximidad te frene el coche en plena maniobra al detectar al que viene de frente…

  • Por cierto en Noble M600 tiene cambio manual si no me equivoco y ninguna ayuda electrónica salvo el ABS, no???

    • Siralf

      No tiene ni ABS, ni Airbags. Y por eso no pesa ná. Glorioso deportivo!

  • ADN

    Cerraré los ojos, y soñaré por unos segundos: “Gallardo LP 600-2”

  • crisvavi

    que triste que esto esté sucediendo. cada vez mas facilistas, ya las suvs se parquean solas y esta tendencia va a acabar con el placer de conducir.

  • Ricky

    Yo pienso que será un Gallardo LP 560-2 edición especial, pero a mi me encanta el tracción total y es parte de ADN!

Toda la información que necesitas sobre el modelo Lamborghini Gallardo: análisis general del modelo, ficha técnica, precios, fotos y todas las noticias relacionadas.