CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Otros rallyes

6 MIN

Rallye Islas Canarias 2016: el inicio del ERC y del Nacional de Asfalto

Iván Fernández | 9 Mar 2016
kajetan-kajetanowicz-erc-2016
kajetan-kajetanowicz-erc-2016

La temporada de rallyes va poco a poco tomando ritmo y el Islas Canarias dará el pistoletazo de salida al Campeonato de Europa y a nuestro Nacional de Asfalto. Sin embargo, se iniciará con muchas incógnitas y ausencias destacadas en todos los frentes. En cuanto al ERC, echaremos de menos la presencia de equipos oficiales. Ni Skoda, ni Peugeot se mantienen en el torneo continental. Sin ninguno de ellos, ya no habrá título de constructores, algo que empujó a la firma checa a decidirse por el WRC2.

A pesar de ello, la lista de inscritos no ha decepcionado. A la docena de R5 provenientes del viejo continente, se unirán los Ford Fiesta R5 de RMC pilotados por Iván Ares, Juan Carlos Aguado, Yonatán Pérez y el invitado de lujo, Mads Ostberg, además del promotor de la cita Gran Canaria, Luis Monzón que tratará de reeditar con un Citroën DS3 R5 su victoria en la última edición en que la misma fue valedera para el Campeonato (2013). Suficiente cuando tenemos en cuenta que el ERC vuelve a ser el de antaño, con potentes estructuras, en su mayoría centroeuropeas que batallarán para suceder a Kajetan Kajetanowicz.

El polaco ha vuelto a confiar en M-Sport para tratar de renovar su título, un coche que conoce, en el que confía y el cual se mostró sobradamente competitivo y fiable la pasada temporada cuando ni tan siquiera Peugeot con sus 208 T16 R5 ‘oficiales’ llevados por Sainteloc pudo hacer sombra a su regularidad. No lo tendrá fácil. A pesar de ser posiblemente una de las pruebas más complicadas por su logística, Kajetanowicz se encuentra con una potente terna de pilotos enfrente.

Entre los principales candidatos a pelearle el triunfo nos encontramos a Alexey Lukyanuk, el mismo que ya consiguió en 2015 volver a imponerse al volante de un Mitsubishi Lancer EVO X aprovechando que en aquel momento los R5 todavía tenían velocidad puntas muy inferiores a las de los modelos de producción (hablamos de varias decenas, algo que en terrenos como Letonia se traducía en determinante) u otros pilotos tan experimentados como Robert Consani, David Botka, Antonin Tlustak o el mundialista Mads Ostberg. El noruego nunca ha sido un fanático de las pruebas sobre asfalto, sin embargo, no es la primera vez que queda demostrado en el ERC/IRC que los pilotos provenientes del WRC tienen un ritmo superior. Dani Sordo, Petter Solberg, Mikko Hirvonen o el propio Sébastien Ogier ya lo dejaron patente.

Todos los outsiders, incluidos los eventuales deberán tener claro que los pilotos locales se hacen fuertes en sus carreteras, siendo Monzón el otro gran favorito junto a Osbterg y Kajetanowicz a pesar de no conocer prácticamente el coche. También será una buena opción para que los Iván Ares, Paniceres o Manuel Mora comparen su velocidad con los pilotos internacionales de primer nivel. En el caso del gallego, puede servirle para tomar la decisión de tratar de sacar adelante un programa con el Fiesta R5 a pesar de que en principio únicamente sólo tiene previsto hacer la minitemporada canaria con uno, algo que incluso se vio en peligro tras su golpe en Cacabelos.

Con un ERC que nos empieza a recordar al de antes de ser absorbido por el IRC, el otro gran punto de interés se sitúa en el Campeonato de España de Asfalto, especialmente en saber cómo afecta la brida de admisión que le tocará situar en el caso de Pedro Burgo a su Porsche 997 GT3 v.2010 y que promete cortarle el aliento a la maquinaria, reduciendo el diámetro de los 85mm ‘por defecto’ a tan sólo 41,2. No importa si son 50 o 60 CV, o si se pierden 2 segundos por kilómetro, lo que importará es ver cómo se defienden los deportivos de Stuttgart en un terreno en el que tradicionalmente han sido muy competitivos, consiguiendo siete triunfos de las nueve ediciones en las que han competido desde que los hermanos Vallejo decidieran apostar por él allá por 2007.

De él estarán muy pendientes hombres como el propio Ares o los hermanos Vallejo. Los lucenses han debido renunciar a iniciar la temporada y siguen sin tener claros sus proyectos para este año. Tras vender su Porsche a los de Fernando Capdevila (lo ha heredado Enrique Cruz, con quien guardan muy buena relación) y barajar distintos proyectos, Sergio ha debido dar un paso atrás probando sobre el asfalto las sensaciones que le daba el coche bridado. Este fin de semana conoceremos su programa y su decisión final. Otro que no ha podido cerrar su futuro ha sido el ganador de 2015 y pentacampeón Miguel Fuster. La caída de un proyecto le ha hecho replantearse 2016 como una temporada de transición a la espera de tratar de cerrar un acuerdo con RMC que pueda salvar el año.

Incluso se ha llegado a hablar que para él podría ser uno de los Suzuki Swift S1600 a la espera de que Joan Vinyes regrese de su lesión, pero por ahora será Adrián Díaz el que aproveche la oportunidad. La unidad que se espera que quede libre de los de José Luis Frade es la del actual primer piloto, Gorka Antxustegui, el mismo que en teoría será el primero que se siente en el Suzuki Swift N5 que se encuentra desarrollando Amador Vidal en las instalaciones de ARV.

La otra gran sorpresa la pone Mitsubshi España y Repsol. Si en el Rallye El Corte Inglés estará presente únicamente Christian García con un Lancer EVO X N+, se espera que a partir de Córdoba, con motivo del Sierra Morena (tercera cita de la temporada) también estén Alberto Monarri con una unidad similar y Jan Solans, el pequeño de los hermanos, que comenzará con un Grupo N. Entre los inscritos únicamente dentro del apartado nacional, nos encontramos a Daniel Marbán con su Lotus Exige GT-Rallye, aprovechando que el reglamento propuesto por la RFEdA no ‘limita’ al compacto deportivo británico, tratará de meterse en la pelea.

También será bonita la batalla entre los R2, donde además de los locales y los dos pilotos oficiales de la Red Opel Motorsport también nos encontramos a Roberto Blach o el propio Mora, mientras que entre los R3T será bonito ver a Emma Falcón con su nueva montura, un Citroën DS3 R3T y la batalla entre Fran Cima y Surhayen Pernía con los Renault Clio R3T de la copa. La lista del Regional es cuanto menos atractiva. También denominado como el Mundialito Canario, entre los participantes nos encontramos máquinas con mucha historia detrás. Enrique Cruz saldrá con el Porsche ex-Vallejo, mientras que Ponce lo hará con la unidad adquirida proveniente del equipo de Pedro Burgo. A ellos se suma un Alfonso Viera ya muy adaptado a su Skoda Fabia WRC, Eduardo Domínguez con un Fiesta R5+ y Juan Antonio López Martel con un Volkswagen Polo N1 a buen seguro mucho menos evolucionado que la unidad con la que Amador Vidal ha ganado las dos campañas en el CERT. Esto empieza… Veremos qué da de sí esta temporada en los tres campeonatos.