CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Opel

10 MIN

Dudas entre biplazas deportivos

Sergio Álvarez | @sergioalvarez88 | 20 Nov 2009

Pregunta

Busco un coche biplaza (2+2 también me vale) pequeño y deportivo, algo que tenga su exclusividad pero que tampoco sea carísimo. Busco confort y deportividad pero estaria dispuesto a sacrificar ese confort un poco en favor de la segunda opción. Me gustan los coches alemanes pero realmente no me cerraría a otras opciones. Busco un coche con Turbo o un motor atmosférico de 6 cilindros. Algo llamativo, “que dé presencia”. Un coche que usaría a diario por ello tampoco busco consumos “excesivos”.

No he mirado nada pero he valorado los deportivos “pequeños” de las marcas alemanas (TT, Z4, SLK…) y he mirado los Z de Nissan… Pero necesito ampliar mi visión.

Respuesta

La oferta de deportivos pequeños y exclusivos es muy amplia, comprende desde compactos deportivos generalistas como el Renault Mégane RS hasta pura sangre exclusivos como los Porsche 911. Entendemos que buscas un deportivo premium pero que no se vaya de precio en exceso, intuimos que tu presupuesto tiene su tope en unos 55.000-60.000€. Hay una oferta muy variada así que vamos a recomendarte algunas opciones de las que barajas, no necesariamente todas, si no las que creemos que son más interesantes para ese compromiso entre deportividad y confort, más orientado a lo deportivo.

Comenzamos por una opción que no has citado, el Porsche Cayman. En su versión de acceso a la gamacuesta 56.252€, puede estar cerca del límite de presupuesto, pero es una de las opciones más dinámicas que puedes encontrar por dicho precio. Es un biplaza de tamaño compacto, 4.35 metros, y tiene un maletero de 260 litros. Con una puesta a punto brillante y una equilibrada arquitectura de motor central y tracción trasera tienes sensaciones aseguradas. La fuerza que reciben las ruedas posteriores procede de un motor 2.9 bóxer de seis cilindros opuestos, que desarrolla 265 CV a 7.200 rpm.

El par máximo es de 300 Nm entre las 4.400 y las 6.000 rpm. Es un coche muy rápido gracias a un peso de sólamente 1.405 kg, acelera de 0 a 100 km/h en 5.8 segundos (cambio manual de seis marchas) y tiene una velocidad punta de 265 km/h. Su consumo medio es bueno para un seis cilindros atmosférico, gracias a la inyección directa de combustible se conforma con 9.4 l/100 km. Es un coche muy válido para un uso diario, pero tiene una suspensión de tarado duro que podría hacerse incómoda en viajes largos si no estamos acostumbrados a coches similares.

En cuanto al equipamiento no podemos esperar maravillas, no hay nada más allá de asientos en Alcantara, aire acondicionado o llantas de 17 pulgadas. Es un coche muy pelado en ese aspecto. Veamos otras opciones, para ello nos vamos a Japón. Y llegamos al Nissan 370Z. Es una opción que ya valorabas y que representa lo mejor de su segmento. Sigue manteniendo un tamaño compacto con 4.25 metros de longitud y tiene también dos plazas. El maletero no es muy relevante, pero a modo informativo cubica 235 litros. Su estilo es similar al del 350Z, pero la calidad interior y el nuevo propulsor son superiores.

Es un coche que mantiene un buen compromiso entre deportividad y confort, no es tan extremo como el Porsche y es más utilizable en viajes largos y el día a día. Ello no implica pocas prestaciones, ni mucho menos. Lleva un motor 3.7 V6 atmosférico que desarrolla 330 CV a 7.000 rpm (con un sonido fantástico) y 366 Nm de par a 5.200 rpm. Acelera hasta los 100 km/h en sólamente 5.3 segundos y su velocidad máxima es de 250 km/h. Como curiosidad, si lo encargas con cambio manual, hay un sistema que hace un punta-tacón de libro al reducir marcha, permitiendo una conducción exigente.

El equipamiento en el acabado Pack es bastante bueno, mucho mejor que el del Porsche. Lleva autoblocante, faros bixenón, climatizador, sensores de luz y lluvia, tapicería de cuero, equipo de sonido Bose con subwoofer y llantas de 18 pulgadas. Por 45.550€, me parece que la relación calidad-precio es superior a la del Cayman con diferencia. Echemos un ojo a los tres alemanes de los que nos hablabas. Empezando por el Mercedes SLK, te recomendamos el SLK 280, que lleva un motor 3.0 V6 de 231 CV con el que se puede practicar una conducción relajada o deportiva, según el humor del que estemos.

Este cabrio con techo duro diría que está más orientado al confort que a una deportividad, pero no descuida las prestaciones puesto que acelera en 6.3 segundos hasta los 100 km/h y tiene una velocidad máxima limitada a 250 km/h. Con un tamaño de 4.10 metros y un peso de 1.455 kg es de lo más manejable que te vas a poder encontrar entre los deportivos biplaza. Su maletero tiene 300 litros con el techo desplegado y es en general un coche bastante burgués con mucho status. Te lo recomendamos con cambio manual de seis relaciones y a continuación te comentamos la lista de equipamiento de serie.

El Mercedes SLK destaca por la inclusión de serie de control y limitador de velocidad, climatizador, sensor de luces, llantas de 16 pulgadas, manos libres Bluetooth y equipo de sonido con conexión auxiliar. No es barato para lo que ofrece ya que Mercedes nos cobra 48.700€ por su roadster más pequeño. Su rival más directo es el BMW Z4, recomendado en la versión sDrive30i. Su filosofía es idéntica a la del Mercedes, también tiene techo duro retráctil y un tamaño similar, aunque con 4.24 metros es algo más largo. Sin embargo, está más orientado a la conducción deportiva y diría que está mejor acabado, también es más nuevo.

El motor recomendado es un 3.0 atmosférico de seis cilindros en línea y 258 CV de potencia a 6.600 rpm, además de un par de 300 Nm a 2.600 rpm. Acelera de 0 a 100 km/h en 5.8 segundos y su velocidad máxima está limitada a 250 km/h. Toda la potencia pasa al tren trasero a través de una caja manual de seis relaciones. Entre el equipamiento se encuentra el Dynamic Driving Control (que varía el comportamiento según tres modos), faros bixenón, climatizador bizona, arranque por botón, llantas de 17 pulgadas, tapicería de cuero y radio CD con conexión auxiliar. Cuesta 47.900€.

La última opción que habías consultado era el Audi TT, el pequeño coupé de Ingolstadt. Buscando un nivel prestacional similar al de sus rivales te recomendamos el Audi TTS, aunque el TT 3.2 V6 FSI es más asequible sus prestaciones son inferiores y consume mucho combustible. El TTS se conforma con una media de 8.1 l/100 km y lleva tracción integral quattro permanente. Está muy bien acabado y su enfoque es claramente deportivo, de ahí que lleve la letra “S” en su nombre. Emplea un motor 2.0 TFSI con 272 CV de potencia a 6.000 rpm y un par máximo de 350 Nm entre las 2.500 y las 5.000 rpm.

Acelera de 0 a 100 km/h en 5.4 segundos y su velocidad máxima es de 250 km/h. Mide 4.20 metros de longitud y tiene un maletero de 290 litros. Tiene cuatro plazas pero las traseras son muy poco aprovechables, de hecho es mejor no usarlas y dejarlas para equipaje. Por 52.700€ tienes un Audi TTS manual con faros de xenón, suspensión Magnetic Ride, climatizador, tapicería de cuero, cuatro salidas de escape o llantas de 18 pulgadas, además de un kit de carrocería específico que lo distingue de los demás Audi TT, exceptuando al TT-RS, que ya juega en otra liga.

Alternativas

Cerramos esta comparativa con cuatro opciones diferentes que puede que no hubieses valorado, auténticas alternativas al japonés y los cuatro alemanes. La primera es el Lotus Elise S, un roadster británico de sólo 3.78 metros caracterizado por un peso muy escaso, sólo 860 kg. Con tan poco peso, no necesita más que los 136 CV de un motor 1.8 Toyota atmosférico para alcanzar los 100 km/h en 6.1 segundos y rozar una punta de 205 km/h. Puede que parezca poco, pero las sensaciones que da este deportivo biplaza de motor central no las da ninguno de los coches arriba analizados.

Cuesta 40.965€ y viene aún más pelado de equipamiento que el Porsche Cayman, pero es que esa es su filosofía, hasta el aire acondicionado es un extra y el único elemento de seguridad activa es el ABS. Podríamos decir que es un coche radical para puristas, muy poco práctico para el día a día, te lo aseguro. La segunda opción es el Opel GT, un cabrio biplaza con techo de lona, al contrario que los rivales que nos planteabas. Se basa en el Pontiac Solstice estadounidense y además de un diseño muy diferente a todo lo visto en el mercado lleva un potente motor 2.0 turbo Ecotec de 264 CV de potencia.

Toda pasa al eje trasero del cabrio, permitiéndole acelerar hasta los 100 km/h en sólo 5.7 segundos, con una velocidad punta de 229 km/h. Su maletero es muy pequeño y es un coche poco práctico pero cuesta sólo 32.850€, sus gemelos estadounidenses se están dejando de fabricar y se pueden conseguir unidades a precio de escándalo, era un coche mucho más caro cuando se lanzó al mercado, hará tres o cuatro años. En el equipamiento de serie se incluyen suspensión deportiva, aire acondicionado, asientos deportivos, cargador de 6 CD con radio y MP3 y llantas de 18 pulgadas. Es un coche muy exclusivo.

Finalmente te recomendamos un coupé muy peculiar, el Mazda RX-8, coupé por su figura pero tiene realmente cuatro puertas, dos de ellas de apertura suicida (hacia atrás). Tiene cuatro plazas bastante correctas y lleva un motor rotativo (dos rotores) de 1.3 litros de cilindrada. Desarrolla 231 CV a 8.200 rpm y un par máximo de 211 Nm a 5.500 rpm. Su motor requiere de bastantes cuidados mecánicos, pero bien tratado es fiable y nos recompensa con un sonido que un motor de pistones no puede recrear, desde luego es un coche único en su especie.

También es un coche sediento, consume una media de 11.2 l/100 km, pero lo compensa con un diseño realmente bonito. Cuesta 40.870€ y en su equipamiento de serie se incluyen faros de xenón, climatizador, tapicería de cuero, equipo de sonido Bose y llantas de 18 pulgadas. A modo recopilatorio final, te recomendamos el Nissan 370Z sobre todos los coches analizados, tiene la mejor relación calidad-precio y está muy equipado. Además es un coche muy poco visto y ciertamente exclusivo. Si buscas exclusvidad no dejes de echar un ojo al Mazda RX-8.

Y no olvides que esto son sólo recomendaciones racionales, haz caso a tu corazón, que es un coupé biplaza, que para qué negarlo, es un capricho.

En Diariomotor: Porsche Cayman y Porsche Boxster, lavado de cara | Nissan 370Z, más datos e imágenes | Mercedes SLK 2009 | Audi TTS | Lotus Elise y Exige 2010 | Opel GT 2007 | Imágenes oficiales del Mazda RX-8 2010 | Deportivo alemán o americano para uso diario