La próxima meta de Hyundai es fabricar un superdeportivo

 |  @vfdezd  | 

El brusco cambio de rumbo que está dando Hyundai en los últimos años hace que día a día se vaya fijando nuevos objetivos de cara a codearse de tú a tú con los fabricantes más asentados. De pasar de ser un fabricante de vehículos económicos, actualmente se encuentra en plena reconversión a fabricante generalista, incluso con ciertas concesiones a segmentos de mayor calibre, como es el caso del Hyundai Genesis, que intenta competir con modelos como el Mercedes Clase S.

En este camino ya han puesto sobre el tablero modelos deportivos como el Hyundai Genesis Coupé o el Hyundai Veloster, con un enfoque mucho más dinámico de lo que cabía esperar en la marca coreana hasta hace pocos años. No obstante, los planes a medio plazo van más allá y en el seno de la compañía ya están planteándose fabricar un superdeportivo, situado varios peldaños por encima del propio Genesis Coupé.

Cuando hablamos de superdeportivo, no nos referimos a una especie de Lamborghini Aventador o Ferrari 599 GTO, pero sí una buena máquina de devorar kilómetros, cuando más revirados mejor. El objetivo es lanzar un rival a modelos del nivel del Nissan GT-R, el Chevrolet Corvette Z06, el BMW M6 o incluso el Porsche 911. Para comenzar a introducirse en un segmento tan competido y arraigado, la meta propuesta no es ninguna broma.

Aunque pensemos que Hyundai parte prácticamente de cero para el desarrollo del modelo, lo cierto es que tienen tecnologías ya desarrolladas que pueden ser útiles. Por ejemplo, el corazón que moverá a este Hyundai de altas prestaciones será el propulsor 5.0 V8 que la marca comercializa en EEUU en el Hyundai Genesis con una potencia de 429 CV, aunque en este caso sería más prestacional. La transmisión podría ser la misma manual de seis velocidades de esta gran berlina, e incluso parte de la plataforma de propulsión trasera podría servir.

Aún no se sabe si tendrá motor delantero o si, por contra, se optará por la más radical configuración de motor central. Tampoco se conoce absolutamente nada de su estética; la recreación anterior es una simple recreación realizada por Inside Line que tiene toda la pinta de haber nacido de la inspiración del dueño, sin ningún tipo de parecido con los actuales Hyundai. Lo lógico es que su diseño bebiera de las líneas de los últimos lanzamiento de la firma.

Como vemos, los detalles aún son escasos y no se puede asegurar nada. No conocemos ni cómo podría ser su diseño, ni su base mecánica en profunidad y ni siquiera se sabe cuál será su fecha de lanzamiento, pero lo que parece claro es que el proyecto está en marcha y Hyundai quiere plantar batalla en un segmento tan complicado. Estaremos pendientes del asunto.

Fuente: Inside Line
En Diariomotor: Hyundai Genesis | Hyundai Genesis Coupé

Lee a continuación: Hyundai Veloster, equipamiento y precios

  • Urbyle

    creo que es un error que traigan ahora un superdeportivo, no digo que no lo traigan nunca, pero mejor esperar a los exitos del veloster y genesis coupe(que no es moco de pavo) y ya luego con la marca un poco mas extendida si sacar el superdeportivo.

    • Alvaro

      Cuando un fabricante generalista se mete a a hacer un deportivo de altos vuelos no es por ventas, si no por imagen. A Hyundai le dará igual que se venda bien, regular o mal, lo importante es que ayude a cambiar su imagen. Por lo que a mí respecta, cuanto antes lo presenten, tanto mejor, a ver si cunde el ejemplo…

  • Rojo_morao

    Chapeu por Hyundai, me parece una marca que lucha por diferenciarse del resto con propuestas distintas y en muchos casos sorprendentes sacando productos “arriesgados”  y últimamente con un corte muy deportivo.
    Siempre había escuchado que KIA era la marca joven y deportiva, pero últimamente…
    Ánimo y a por ese superdeportivo!!!
    Por un momento he imaginado algo tipo Stratos compitiendo directamente con un 458 Italia…
    Veremos que pasa.

  • TonyAMG

    el morro del coche naranja se parece al one-77

  • Pues para el actual tamaño de la empresa – y con tantos recursos gracias al éxito comercial que disfrutan incluyendo Estados Unidos – y la buena imagen que han ganado (En otros lados del mundo fuera de Europa la marca tiene amplia reputación), los motores V8 ya disponibles, lo agraciados que han sido sus diseños – junto con los de su hermanita Kia -, lo bien que le han salido sus campañas de publicidad y lo lujoso que pueden hacer sus modelos topes pos un superdeportivo más bien encuentro que esta tardando mucho en ofrecer. Ahh, el modelo al que se referían en el post como competencia del Clase S no es el Genesis, sino el Equus.

  • ramon

    veremos si se atreven a fabricarlo