Honda se resiste, de momento, a sobrealimentar su gama, ¿hasta cuándo?

 |  @davidvillarreal  | 

Reconozco que se me hará difícil contemplar la oferta de Honda y encontrarme con una gama de motores sin otra alternativa, salvo algún hibrido, que el diésel y el gasolina turboalimentado. Asumiremos como un acierto, o al menos como un mal estrictamente necesario, que el Honda Civic Type-R 2015 vaya a disfrutar de las bondades del turbo para luchar en igualdad de condiciones entre la oferta más potente, variopinta y nutrida de compactos deportivos que jamás haya existido antes. Pero, ¿de verdad es justo y necesario que Honda abandone sus motores atmosféricos en toda la gama de productos? ¿Sucederá tal cosa?

Hace un año, Honda nos hablaba sin tapujos de la sobrealimentación de su gama de motores. Se anunció la llegada de una nueva oleada de motores de gasolina 1.0, 1.5 y 2.0 VTEC TURBO, de tres y cuatro cilindros, que salvo por alguna excepción, como el Jazz, serían más que suficientes para cubrir las necesidades de toda su gama de productos. Los motores atmosféricos de Honda habían firmado su sentencia de muerte.

Un año después no solo no tenemos noticia de aquellos motores, sino que sabemos que los próximos lanzamientos de la marca, el nuevo Honda Jazz y el nuevo Honda HR-V, seguirán disfrutando de motores atmosféricos, los nuevos 1.3 i-VTEC y 1.5 i-VTEC.

Los nuevos productos que llegarán en 2015 seguirán disfrutando de motores atmosféricos

Con la nueva gama 1.0, 1.5, 2.0 VTEC TURBO ya anunciada, salvo el nuevo Type-R, los estrenos de 2015, Jazz y HR-V, seguirán disfrutando de motores atmosféricos de gasolina.

El Salón de París sirvió también para recordarnos que, de momento, la sobrealimentación de Honda no se hará efectiva a corto plazo. Se confirmó que la nueva generación de Honda Jazz, presentado de momento como un Prototype, es decir, como una unidad de pre-serie muy cercana al producto que llegará a los concesionarios en 2015, estará equipada con un motor 1.3 i-VTEC. En Europa se comercializará asociado a cambio manual de seis relaciones o “automático”, de tipo CVT.

Otro caso interesante es el del Honda HR-V, algo así como un todocamino más urbano, más “crossover” y compacto que el Honda CR-V. Este llegará a los concesionarios con el nuevo motor 1.5 i-VTEC de la serie denominada por Honda como Earth Dreams. Hablamos de un bloque de cuatro cilindros e inyección directa, que en principio llegará tal cual y sobre los 130 CV a este nuevo Honda HR-V que ya se está comercializando fuera de nuestras fronteras bajo la denominación Vezel. La posibilidad de que este mismo bloque llegue bajo ciclo Atkinson y acompañado de un motor eléctrico es realmente alta, puesto que el Honda Vezel Hybrid también se ha estrenado ya fuera de Europa.

La sobrealimentación total de la gama Honda, por lo tanto, aún tardará en llegar. Sabemos que tarde o temprano llegará un tricilíndrico de 1.0 litros, también una versión turboalimentada del 1.5 i-VTEC que equipará el nuevo Honda HR-V. Y, por supuesto, el más próximo en el tiempo seguirá siendo el 2.0 VTEC TURBO que dará vida al nuevo Honda Civic Type-R, que llegará a los concesionarios en 2015.

Fuente: Honda
En Diariomotor: Honda VTEC TURBO de 1.0, 1.5 y 2.0 litros: el futuro de Honda estará sobrealimentado

Lee a continuación: Así ruge el motor Fórmula 1 de Honda, ¿será este el nuevo motor de Fernando Alonso?

  • AntiSpy

    Deben estar esperando los frutos de cuando regresen a la F1 de la mano de Mclaren.
    Recién ahi comenzaran a replantearse la idea.

    • Guillermo

      El problema es que Honda, así como Toyota (y también Mazda) tienen como principales mercados a USA y otros en los cuales el turbo no es tan necesario como lo es hoy en Europa.
      Saludos.