+
Todas las ofertas del
Ver
x

Mercedes Clase E Coupé

Desde 44.100 euros

Mercedes Clase E Coupé
Galería Mercedes Clase E Coupé y Cabrio, toma de contacto

  • mercedes-clase-e-coupe-350-cgi-prueba-presentacion--1
  • mercedes-clase-e-coupe-350-cgi-prueba-presentacion--2
  • mercedes-clase-e-coupe-350-cgi-prueba-presentacion--3
  • mercedes-clase-e-coupe-350-cgi-prueba-presentacion--4
  • mercedes-clase-e-coupe-350-cgi-prueba-presentacion--5
  • mercedes-clase-e-coupe-350-cgi-prueba-presentacion--6
  • mercedes-clase-e-coupe-350-cgi-prueba-presentacion--7
  • mercedes-clase-e-coupe-350-cgi-prueba-presentacion--8

La semana pasada acudimos a uno de los múltiples Mercedes Test Day que se están organizando en España. Iván Palleiro y yo estuvimos en O Pazo de Bendoiro en Lalín, Pontevedra, para probar parte de la gama más moderna de Mercedes.

Las limitaciones de tiempo no permitieron que me sentara a los mandos de más coches pero sí que disfrutara de un rato para analizar tanto el Mercedes Clase E Coupé como el Cabrio. Son dos coches de nivel movidos por motores gasolina, un cuatro cilindros turbo de 204 CV en el E 250 CGI BlueEfficiency Coupé y un V6 de 292 CV en el E 350 CGI BlueEfficiency Cabrio. Ambos también venían equipados al completo incluyendo navegador con GPS y techo de cristal en el caso del E Coupé.

Clase E Coupé, estilo coupé a lo grande sin renunciar a casi nada

Antes de entrar en el Clase E Coupé uno ya se da cuenta de que hay mucha distancia con el Clase E berlina. No con respecto al tamaño pero sí con respecto a lo que transmite el coche. Transmite sensaciones de coche estilizado que sirve para viajar cómodamente pero sin perder ese gustillo por el estilo coupé. Es un coche de amplitudes en la mayor parte de sus sentidos y eso se aprecia tanto en el espacio disponible en el habitáculo como en el suculento maletero.

El acceso a las plazas traseras es muy sencilla. Estiras el tirador del asiento delantero hacia delante y el asiento se mueve solo. Lo hace despacio – y eso bajo la lluvia no es demasiado gratificante – y en cuanto lo hace acceder a las plazas traseras es muy cómodo. Tirando de la asita hacia atrás el asiento vuelve automáticamente a su posición inicial. Recalco lo de bajo la lluvia porque en el proceso ya hemos perdido unos cuantos segundos.


Continuar leyendo

Carrocerías